Mejoramiento de la eficiencia del control de heladas mediante un sistema de precalentamiento de agua Fecha 2015-2017

 

El proyecto nace en la necesidad de contar con una tecnología simple, escalable y eficaz para el control de las heladas que han venido produciendo grandes pérdidas al agro nacional. Se busca disponer de un sistema que por si sólo, o complementariamente a los sistemas de los que ya disponen los agricultores, elimine o reduzca las amenazas que provocan las heladas, especialmente las de origen polar que en los últimos años han adquirido especial peligrosidad por su intensidad y frecuencia. Especial énfasis se ha puesto en que el sistema funcione en base a energías renovables, que permitan utilizar recursos ya disponibles en los predios, así como no contribuir a aumentar la huella de carbono de los productos agrícolas. En su esencia, el sistema propone pre-calentar el agua usada en el control de las heladas, otorgándole una mayor capacidad para prevenir el la congelación de los tejidos vegetales. Por su breve duración, el proyecto puso énfasis en el diseño y operación de un sistema pre-calentador de agua, el que se acopla al sistema normal de riego de modo de hacer llegar el agua a la superficie del suelo del huerto o directamente al follaje, con una temperatura igual o superior a los 18°C. Los resultados preliminares son alentadores, pues entregaron evidencias de que ya a los 18°C el sistema permitiría atenuar heladas de hasta – 4°C, lo que permite suponer que con temperaturas más elevadas podría asegurarse el control hasta los -6°C. Pudimos probar que existe capacidad nacional para diseñar y construir estos artefactos, los cuales podrían estar dentro de rangos de costos que los ponen al alcance de agricultores de diferente tamaño. Adicionalmente, el proyecto permitió desarrollar tecnología para aplicar imagenologia IR, en base a cámaras termales, para evaluar sistemas de control de heladas, esta es la primera experiencia en Chile que usa esta tecnología. A través de talleres y días de campo, se capacitó a unos 200 técnicos y agricultores. A parte de estas instancias formales, en el módulo experimental instalado en SOFRUCO, se recibió la visita de numerosas personas a quienes se les hicieron demostraciones del sistema.